¡En 2015, se sumarán 60 Maestros más a la próxima capacitación!, con lo que añadirán aproximadamente 2000 alumnos más, para aumentar a cerca de 7000 los estudiantes que se beneficiarán con el Curso de Ajedrez Escolar.

Existen grandes diferencias entre enseñar a jugar ajedrez y utilizarlo como una herramienta para transmitir al alumno hábitos virtuosos que le servirán para su vida escolar y para su desarrollo posterior en la sociedad.

Algunas de estas diferencias son:

  • Quien imparte la clase es la maestra o maestro titular, que es quien conoce a todos los alumnos de la clase y sabe como sacar provecho de la enseñanza sistemática de un buen programa.
  • El programa está ideado para que los alumnos trabajen en parejas, fomentando así la cordialidad y generando la dinámica de la ayuda mutua.
  • Los hábitos y refuerzos para pensamiento crítico racional, conducta, concentración, paciencia y otros muchos, son enseñados de manera amena, con media hora de teoría, explicada por el experto en pedagogía que les da las demás asignaturas y media hora de práctica con uno de sus compañeros. No solo se enseña a mover piezas y jugar, se enseña a pensar, actuar con ética y a utilizar el aprendizaje en otras esferas de su vida académica y social.
  • A diferencia del “club de ajedrez escolar” típico, existente en algunas escuelas, y en el que solo unos cuantos niños con habilidades innatas lo aprovechan, nuestro programa beneficia al total de alumnos del salón, quienes aprenderán de manera sistemática no solo un pasatiempo competitivo, sino una colección de hábitos virtuosos y una manera de razonar que les funcionará para toda la vida.

El programa Ajedrez Escolar está ideado para que los maestros puedan impartirlo aún sin saber ajedrez. Un cursillo de inducción básica y dos libros de texto con ejercicios se les proporciona a los profesores, además del material necesario para impartir la clase (típicamente juegos de ajedrez de plástico, con tableros, un tablero mural con tripié y cuadernos de tareas).

Esta es una ventaja importante, puesto que no se requiere la contratación de personal y el número de escuelas que pueden sumarse al programa crece.

Si Usted se interesa en ayudar a niños de escasos recursos, y tiene una Empresa Socialmente Responsable, lo invitamos a colaborar con nosotros en forma de patrocinios que, por otro lado, son deducibles de impuestos. Por favor no dude en comunicarse con nosotros. Nuestro programa funciona muy bien, ayúdenos a que crezca la cantidad de niños beneficiados.